Orgullo, carácter y lucha

Debido a la Liga tan extraña que estamos viviendo esta temporada, los jugadores no tendrían ni vacaciones navideñas, por lo que les tocaría jugar la noche previa a Nochebuena. El rival del Granada CF fue el Real Madrid y los nazaríes tendrían que viajar a la capital para disputar ese partido en el Alfredo Di Stéfano.

En la pasada jornada tuvieron que irse del terreno de juego lesionados o fatigados dos jugadores que estaban siendo cruciales para el ataque del conjunto de Diego Martínez. Darwin Machís pareció retirarse lesionado, algo que confirmó el club días después. Y Luis Suárez tuvo que salir del campo también, pero no se sabía si era por cansancio, molestias o incluso lesión. La “buena noticia” es que el colombiano no aparecía en el parte médico, por lo que los problemas que tuviese no parecían ser tan graves. A esta baja importantísima se le unió la de Gonalons, otra pieza fundamental en el centro del campo de este Granada CF. El galo se perdería el partido en Madrid por acumulación de tarjetas.

Por lo tanto, a las ausencias de los lesionados se le añadían estas circunstancias que el equipo debería de hacer frente para intentar sacar algo positivo en esta jornada.

Para este choque Diego Martínez alineó a Rui Silva en portería; Neva, Domingos, Vallejo y Foulquier en el bloque defensivo; Milla, Yangel y Eteki en el eje de la zaga; Kenedy, Puertas y Soldado en la parte ofensiva.

Comenzó el encuentro y no se había cumplido ni el primer minuto de juego cuando el Granada CF dejó claro que no iba a ser un rival fácil. Puertas tuvo el primer gol en sus botas gracias a un robo y pase de Soldado, pero el almeriense no fue capaz de materializar dicha oportunidad.

Los jugadores locales también tuvieron alguna que otra ocasión que no consiguió mover el marcador.

En general el Granada CF estaba realizando un gran partido, muy completo, sólido y muy concentrado en todas las acciones del juego. Esto ocasionó que se fueran al descanso con empate en el marcador.

Una de las acciones polémicas del encuentro llegaría en esta primera parte cuando Casemiro agarró a Yangel dentro del área, lo que ocasionó que el venezolano cayese. La acción aparentaba ser claro penalti, pero el colegiado no lo indicó y tampoco fue revisada en demasía por el VAR.

Aun así, los de Diego Martínez y el propio técnico tenían razones para estar orgullosos del partido que estaban realizando, creando ocasiones, recuperando balones y resistiendo a las embestidas del Real Madrid. Lo único que faltaba era ese acierto que sí que había acompañado en anteriores partidos.

Comenzó la segunda fase de este encuentro y los de Zidane tuvieron una triple oportunidad en una sola jugada. Benzema lanzó el balón a portería, Rui Silva lo rechazó, el rechace le cayó a Asensio quien lo centró a Fede Valverde para que chutase, el uruguayo lo hizo pero volvió a aparecer Rui Silva rechazando de nuevo el cuero que volvió a caer en las botas de Benzema, pero finalmente el francés lo enviaría arriba de la portería.

Minutos más tardes sí que llegaría el primer tanto del encuentro. Asensio lanzó el balón al área y Casemiro con un testarazo adelantó a su equipo en el marcador.

Los rojiblancos no se vinieron abajo y siguieron intentándolo, aunque el marcador se volvería a mover al final del encuentro, pero a favor del conjunto blanco. Benzema disparó un balón que entró en la portería defendida por Rui Silva.

Finalizó el encuentro en el Alfredo Di Stéfano con derrota rojiblanca. La escuadra nazarí no consiguió sumar ningún punto, pero sí que hizo estar más orgullosa todavía a su afición, si es que eso es posible. Le plantaron cara a un rival que ya de por sí no era fácil y que las circunstancias que se dieron estuvieron a su favor. Supieron hacer su juego y demostrar una vez sus valores sobre el verde.

Los partidos que temporadas atrás eran prácticamente imposibles de ganar (e incluso se perdían por goleada), ahora se compiten. Y eso es gracia a esta maravillosa plantilla y a este magnífico entrenador.

Ahora tienen dos días de descanso para disfrutar en la medida de lo posible de la Navidad y volverán a los entrenamientos, ya que el ritmo de esta competición es frenético y la semana que viene tendrán que enfrentarse al Valencia para intentar terminar este año mágico, hablando únicamente de fútbol, de la mejor forma posible.

 

FICHA TÉCNICA

Granada CF: Rui Silva, Neva, Domingos, Vallejo (min 84 Germán), Foulquier (min 73 Quini), Milla, Yangel, Eteki (min 63 Luis Suárez), Kenedy (min 63 Soro), Puertas y Soldado (min 73 Jorge Molina).

Real Madrid: Courtois, Mendy, Ramos, Varane, Carvajal, Valverde (min 78 Vinicius), Kroos, Casemiro, Rodrygo (min 38 Asensio), Lucas Vázquez (min 78 Isco) y Benzema.

Goles: 1-0 min 57 Casemiro; 2-0 min 93 Benzema.

Árbitro: Martínez Munuera. Amonestó a los locales Lucas Vázquez y Carvajal y al visitante Foulquier.

Incidencias: Partido correspondiente a la decimoquinta jornada de Liga Santander disputado en el Alfredo Di Stéfano (Madrid).

 

Imagen: Twitter Granada CF

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies