Balance | Jornada 5: De victoria en victoria y tiro porque me toca

Suma y sigue. El Granada CF toca las “Puertas” de los puestos del ascenso directo tras la tercera victoria consecutiva, esta vez 3-0, en el curso liguero frente al Rayo Majadahonda

A las ‘Puertas’ del ‘ascenso directo’. No me atrevería a decir nada al respecto, pero si hay que hablar habrá que hacerlo bien y con consecuencia. Es increíble pero cierto, algunos granadinistas tendrán esta misma sensación, algo que no se repetía desde hacía mucho tiempo. Si echamos la vista atrás, no se recuerda un inicio de temporada similar, hace treinta y seis años el Granada CF consiguió un arranque de liga inmejorable. Fue en la 82/83 con cuatro victorias y una derrota, sumando con el sistema de puntuación antiguo, 8 puntos, los cuales serían 12 si contáramos con el sistema de puntuación de ahora, comparándolos así con los 11 obtenidos en la actualidad.

El equipo empezó el partido en el Nuevo los Cármenes ante el Rayo Majadahonda con el reto de seguir con la racha de victorias tras imponerse ante el Osasuna y el Extremadura respectivamente. La alineación que presentaba Diego Martínez era diferente a lo que respecta en la parcela defensiva, esta vez Víctor Díaz jugó de lateral derecho en su posición de siempre el año pasado, en el lugar de Quini, ya que jugó también el pasado partido de copa el jueves pasado frente al Elche en Alicante. José Antonio Martínez, el ex del Barça B, se situó como central y acompañó al habitual Germán Sánchez. En el medio del campo repitió alineación con Montoro y Fede San Emeterio. Arriba poco cambio la cosa, por banda Vadillo y Puertas, que dio la chispa en todo el encuentro, así como los dos goles que marcó este último, siendo uno de los jugadores del partido. De delanteros repitieron una vez más Vico y Adrián Ramos, siendo el colombiano cambiado a principios de la segunda mitad por unas molestias en la espalda.

En la primera parte, el equipo nazarí supo mantener los lances del juego. Desde el principio, intentó hacerse con el esférico. Las ocasiones fueron para ambos equipos, el Rayo Majadahonda quería plantarse sobre el verde con la posesión de la pelota como mínimo, pero las imprecisiones fueron la tónica clave de los visitantes. Un tímido disparo de Luso el jugador del cuadro majariego que no fue ni entre los tres palos fue lo más destacable a simple vista. A pesar de esto, ya poco veríamos al Rayo Majadahonda en el área de Rui Silva, con balón pero sin peligro, los visitantes no inquietaron a la defensa nazarí, muy seguros atrás una vez más a pesar de los cambios realizados por el míster esta jornada. Alrededor del minuto 21 de la primera parte y tras un error garrafal convertido en perdida de Enzo Zidane, el hijo del mítico internacional francés y ex jugador, además de ex entrenador del Real Madrid Zinedine Zidane, llegaría el primer gol a favor de los rojiblancos. Esta perdida la recogió Adrián Ramos que, tras llevarse a cuatro jugadores del Rayo, supo dar una asistencia de oro para que Puertas volviera a marcar en otro encuentro más, dando superioridad a los locales en el marcador. La primera parte continuó con posesión de los visitantes sin aparentes complicaciones, pero con muchas perdidas de balón que el Granada supo aprovechar en todo momento. Fue así que, al borde del 45 y antes de que se pitara el descanso, al saque de un córner, Germán Sánchez pudo habilitar de cabeza a su compañero de zaga este día, José Antonio Martínez para poner el dos a cero al descanso. Un cabezazo inapelable que fue imposible de parar para el portero rival. Este gol fue psicológico más que otra cosa, ya que fue un mazazo de agua fría para los majariegos, donde tuvieron que hacer cábalas y cambios para intentar subsanar esta desventaja al reanudarse el juego.

En la segunda parte el Granada anduvo más centrado, consiguiendo más llegadas a la meta rival pero sin subsanar todavía el pequeño error de la posesión. Aun así, el equipo se mantuvo firme en varias fases de este segundo tiempo con llegadas al área por banda y muchas ocasiones de gol gracias al balón parado. El Rayo intentó por todos los medios, además de cambios realizados en su esquema de juego para hacer todo lo posible por recortar distancias en el luminoso. Los esfuerzos por conseguir este objetivo fueron en vano, tanto fue así que los nazaríes aumentaron su ventaja con un gol más. Salida desde la zaga local tras un pase al medio, que recibió de espaldas Fede Vico, de primeras hacia Montoro que mete un balón al hueco hacia Antonio Puertas, dándole así un mano a mano frente al meta que mandó al fondo de la red tras regatearlo. Un golazo de autentico crack que coloca al almeriense como segundo pichichi de la Liga 123, por detrás del jugador de la UD Las Palmas, Rubén Castro. Cinco goles en cinco partidos y el segundo doblete en tan solo una semana.

En definitiva, podemos decir que los granadinistas estamos en una nube con este arranque liguero de nuestro equipo. Por fin Antonio Puertas, siendo el jugador del choque, ha encontrado su sitio en el equipo, jugando cómodo en varias posiciones de la zona atacante, ya sea en una banda, media punta o delantero, ocupando el lugar del cafetero Ramos en toda la segunda parte. Destacamos también jugadores como San Emeterio, Vadillo o Montoro progresan adecuadamente para llevar las riendas del conjunto horizontal hacia los puestos altos de la tabla. Se puede decir que a día de hoy tenemos el sueño de que se pueda hacer algo bueno esta campaña y con la colaboración de todos: afición, directiva, jugadores y cuerpo técnico.

Aunque no llevamos ni un mes de competición, en Granada nos gusta ser felices y, por supuesto, intentar dar un voto de confianza a este nuevo proyecto en Segunda División. Como todos sabemos, las pasadas campañas no fueron de nuestro agrado. Si miramos al pasado reciente del club, se descendió de categoría hace dos años sin pena ni gloria, añadiendo la nefasta temporada pasada que, a grandes rasgos, fue desilusionante para todos, ya que no se consiguió el objetivo del ascenso a la Liga Santander. Pero… ¿y si este año sí? Por ahora nos están dando motivos para pensarlo. Que nadie se engañe, esto acaba de empezar, mas nos gusta pensar en grande. Próxima parada: Riazor, feudo donde habrá que superar al Deportivo de la Coruña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies